Vida

Cuidado de manos

El estado de tus manos y tus uñas dice mucho de ti. Sin embargo, esta parte del cuerpo está permanentemente expuesta a las agresiones externas. En tiempo de cuarentena, tenemos que lavarnos las manos más de lo habitual. Y con los geles higienizantes y los jabones, tenemos suficiente material, pero tenemos que seleccionar bien una rutina de manos para tenerlas perfectas, te contamos cómo.

No solo se trata de llevar una bonita manicura, las manos necesitan una serie de cuidados para evitar que envejezcan antes de tiempo. Y es que su delicada piel, constantemente expuesta al sol, al frío, al calor, al agua, a productos químicos… acaba delatando el paso del tiempo, en forma de arrugas, manchas, sequedad y rugosidad al tacto.

ALGUNOS DATOS QUE ES BUENO SABER ACERCA DE LA PIEL DE TUS MANOS

  • La piel de las manos es casi tan sensible como la del rostro y, sin embargo, tiene que ser capaz de resistir muchas más cosas, ya que usamos las manos constantemente.
  • La piel del dorso de las manos es muy fina y contiene muy poco tejido adiposo en la hipodermis. Esto hace que sea muy sensible y envejezca fácilmente.
  • En las palmas de las manos, la piel tiene más tejido graso y conjuntivo y es más robusta. Sin embargo, como carece de vello y glándulas sebáceas, le resulta difícil absorber la hidratación.
  • Los agentes externos –como el sol, el frío, el calor y el agua– afectan negativamente a su barrera de protección natural.
  • El objetivo del cuidado de las manos es impedir que se resequen y mantener su nivel de hidratación.

CONSEJOS PARA CUIDAR TUS MANOS

UTILIZA CREMA HIDRATANTE

Aplica crema hidratante a menudo. Como mínimo deberías hidratarlas dos veces al día, por la mañana y por la noche, antes de acostarte con una crema específica. Pero si tus manos tienden a resecarse, te aconsejamos que lleves siempre en el bolso una crema hidratante de manos y la apliques tantas veces consideres necesario.

Aunque tus manos parezcan que no estén secas, eso no significa que debas saltarte este paso. Prevenir es una de las mejores formas de asegurarte que tus manos están suaves y flexibles. Masajéalas con una crema de manos antes de acostarte, y un par de veces a la semana con un guante de algodón. Mantendrá el calor necesario para retener la humedad y conseguir unas manos profundamente hidratadas.

Truco: Siempre que el frío invierno deje tus manos agrietadas, haz la combinación crema hidratante + guante. Te garantizará un mejor aspecto a la mañana siguiente.

APLÍCATE CREMA DE MANOS CON SPF DURANTE EL DÍA

Como nos lavamos tanto las manos, están desprotegidas frente a los rayos solares. Los daños del sol provocan casi el 80% del envejecimiento. Tus manos están constantemente expuestas al sol, pero poca gente piensa en ponerles crema solar. Guarda siempre una crema de manos en tu bolso (y otra en el escritorio de tu trabajo) que tenga factor de protección solar (SPF).

EXFOLIA TUS MANOS

No te olvides de exfoliarlas. Al menos una vez a la semana, aplica tu exfoliante facial o corporal en las manos y aprovecha para darte un masaje suave. Esto ayudará al proceso de recuperación celular y permitirá que la crema de manos penetre mejor en la piel. Eliminarás las células muertas superficiales y los restos de suciedad o residuos de geles. Intenta que este exfoliante hidrate y no sea agresivo. Tus manos estarán más suaves y luminosas.

Además de ser muy eficaces, los tratamientos exfoliantes se pueden realizar fácilmente sin salir de casa: Mezcla tres cucharadas de aceite de oliva con dos de azúcar. Aplica una abundante cantidad de la mezcla en tus manos y extiéndela con un leve masaje sin ejercer demasiada presión. El aceite de oliva deja la piel suave y sedosa y el azúcar elimina las partículas de piel muerta y garantiza una buena circulación.  Para terminar, retira la mezcla exfoliante enjuagándote las manos con agua tibia. Tus manos estarán completamente preparadas para pasar a la siguiente fase de cuidados y manicura.

USA JABÓN SUAVE

Tus manos tocan muchas cosas a lo largo del día, así que es esencial mantenerlas limpias. Sabes que el virus huye de esas manos limpias y desinfectadas. A la hora de lavarlas hazlo con agua tibia tirando a fría. El agua caliente, aunque resulte muy agradable, sobre todo en invierno, reseca mucho la piel y provoca deshidratación. Además te recomendamos que uses un jabón de pH neutro y que no frotes con mucha fuerza.

MASCARILLA PARA TUS MANOS

Una vez a la semana o dos, por la situación que estamos viviendo, podemos usarlas tranquilamente. Ya que tenemos tiempo de estar en casa y prestarles más atención de la habitual. Son una especie de guantes impregnados en una crema muy emoliente. Se dejan entre 15 y 30 minutos y luego se retira el exceso.

PROTEGE TUS MANOS CON GUANTES

En invierno protégelas con guantes. El frío y el viento son grandes enemigos de tus manos, sobre todo, si tu piel es seca. En los días más fríos, lo mejor es llevarlas cubiertas con guantes.

Ponte guantes para realizar las tareas domésticas. Los productos químicos, detergentes y el agua deterioran mucho las manos, y también las uñas. Así que la mejor protección es realizar todas las tareas con guantes.

Ya sabes lo importante que es protegerlas, llevar a cabo estas rutinas será importante para que tus manos sobrevivan a la cuarentena y nos prevengan del famoso virus.

Te dejo un par de productos que seguro te ayudarán a cuidar tus manos 😉

Babaria crema de manos con aceite de oliva

Crema de manos para piel sana, pH neutro

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.